sección doppler fetal

DOPPLER FETAL

Un Doppler fetal se trata de una prueba que usa ondas sonoras para que desde tu casa puedas monitorizar el corazón de tu bebé. Es un tipo de ultrasonido que utiliza un dispositivo portátil para detectar cambios en el movimiento que se traducen en sonidos que podrás escuchar y conectar más con tu bebé, realizando una ecografía doppler.

El Doppler fetal cambia la frecuencia de una onda de sonido en relación con su ubicación, y se utiliza para amplificar el sonido de los latidos del corazón de tu bebé, te será especialmente útil entre visitas prenatales. Es similar a un estetoscopio, pero te permitirá escuchar los sonidos con varias personas.

Este dispositivo busca ofrecerte la tranquilidad que como madre deseas tener. Si presentaste algún antecedente de infertilidad, muerte fetal o pérdida del embarazo, en particular, puedes encontrar el sonido tranquilizador de un latido fetal fuerte y constante puede aliviar tu ansiedad.

MODELOS DE DOPPLER FETAL


MEJORES DOPPLERS FETALES

Oir Los Latidos del Bebé Máquina
Escucha y graba el sonido; Se puede utilizar con o sin gel; Comparte el sonido con tu familia

No products found.

¿Por qué necesitas un Doppler fetal?

Las madres quieren hacer todo lo posible para crear lazos afectivos con su bebé en crecimiento. El doppler fetal proporciona una conexión íntima que no estaba disponible para las generaciones anteriores. Hoy en día, puedes escuchar cuando tienen hipo y escuchar sus latidos cardíacos rápidos. Un doppler fetal es tu propio estetoscopio personal en cualquier otro sonido que hacen mientras se mueven.

Es increíblemente estresante para algunas mujeres pasar semanas entre las visitas al médico, sin saber si su bebé está sano y bien. Tener un Doppler fetal seguro y fácil de usar en casa permite estar tranquilo para exactamente esa situación.

Aunque, los Dopplers fetales en el hogar, también llamados doptones, no son tan sofisticados como el que usa tu médico, y la mayoría no son lo suficientemente sensibles como para captar los leves latidos del diminuto corazón de tu bebé hasta después del quinto mes del embarazo.

Los Dopplers fetales te ofrecen una forma de conectarte con tu bebé fuera de la sala de examen, pero tienes que tener en mente lo fuerte que es la tecnología y el dispositivo no debe usarse en exceso. Tu proveedor de atención médica puede aconsejarte que alquiles o compres uno que sea apropiado para ti y tú bebé.

¿Cómo funciona un Doppler fetal?

Las ondas de ultrasonido son generadas por las vibraciones microscópicas de cristales piezoeléctricos. Cuando las ondas se reflejan desde los objetos en movimiento, tales como un corazón fetal la frecuencia cambia ligeramente. Es este cambio analizado por la electrónica del Doppler y se convierte en un sonido que se puede escuchar.

Puedes colocar la sonda en tu abdomen, lubricada con gel de ultrasonido. Las ondas de sonido emitidas por la sonda cruzan el movimiento de los latidos del corazón del bebé y el dispositivo traduce el movimiento en ondas proyectadas hacia un amplificador. A veces, puede resultar difícil distinguir los latidos del corazón de tu bebé de otros sonidos que capta el Doppler fetal, como el flujo sanguíneo o el movimiento del aire.

Si bien suena a jerga médica, el gel de ultrasonido es solo una mezcla de agua y un solvente simple conocido como propilenglicol. Esta sustancia fría tiene un papel fundamental en el proceso de monitorización cardíaca.

Se utiliza como lubricante y ayuda a sellar el vínculo entre el dispositivo y el útero al eliminar el aire adicional y conducir mejor las ondas sonoras. Además, reduce la cantidad de salida estática, lo que facilita la detección precisa de un latido.

Cuando lo usa un profesional capacitado, un doppler fetal no representa una amenaza importante para tu hijo. Sin embargo, los profesionales médicos desaconsejan el uso de Dopplers fetales en casa.

Si estás tratando de escuchar los latidos del corazón de tu bebé en casa, puede ser mejor que esperes primero a que tu médico lo revise durante uno de sus controles prenatales. Esto es especialmente cierto si has estado embarazada por menos de 12 semanas, para evitar preocupaciones indebidas.

Es una buena idea hablar primero con tu médico antes de comprar un Doppler fetal casero. Ellos pueden hablar contigo sobre los beneficios y riesgos relacionados con el uso de estos dispositivos.

También hay algunos errores Doppler comunes de los que debes evitar. Si evitas estos errores frecuentes, tendrás más posibilidades de escuchar el sonido extraordinario que es el latido del corazón de tu hijo:

  • NO presiones demasiado – Sí, uno de los beneficios más convincentes del Doppler es que te permite sentirte más cerca de tu bebé. Pero empujar con todas tus fuerzas no logra eso. ¡Sé gentil! Presionar demasiado en realidad dificulta la detección.
  • NO frotes el gel por todas partes: sabiendo que el gel mejora la conectividad y ayuda en la transmisión del sonido, es posible que tengas la tentación de hacer espuma. Sin embargo, esparcir la sustancia pegajosa por todo el estómago en realidad no te ayudará. Al jugar demasiado con el gel, corres el riesgo de dejar más burbujas de aire en la mezcla, lo que crea más estática.
  • NO intentes usarlo de pie – Relájate, mamá; durante este proceso, querrás que tu útero esté en una posición hacia adelante. Reclinarse apoyará la parte inferior del abdomen, acercará a tu bebé al Doppler fetal y te permitirá maniobrar el Doppler con mayor facilidad.

¿Qué debes tener en cuenta para comprar un Doppler fetal?

Puedes comprar o alquilar Dopplers fetales para usar en casa. Hay varios modelos disponibles con diferentes características. Algunos incluso tienen la opción de registrar los latidos del corazón del bebé.

Sin embargo, asegúrate de que el doppler fetal que estás comprando o alquilando esté aprobado por la FDA. También puedes consultar con tu médico sobre el mejor dispositivo para comprar o alquilar.

Escuchar los latidos del corazón de tu bebé por primera vez puede ser una experiencia estimulante para ti. Un latido cardíaco saludable es una indicación de que el bebé se está desarrollando bien.

Asegúrate de cumplir con tus citas con tu médico y controlar los latidos del corazón de tu bebé de vez en cuando. Esto puede ayudar a tu médico a detectar cualquier anomalía con anticipación. También puedes llevar contigo un monitor de frecuencia cardíaca fetal y registrarlo entre tus citas y comunicarte con tu médico si notas algo inusual.

PREGUNTAS FRECUENTES

¿Necesitas un Doppler fetal?

Si has tenido anteriormente problemas con tu embarazo o has perdido el feto en anteriores embarazos, es muy posible que el doppler fetal te de esa tranquilidad que necesites y no estreses al feto pensando cada día si está bien.

¿Vale la pena un Doppler fetal?

Un Doppler fetal va a dejarte tranquila sabiendo que tu feto está bien y además podrás escuchar ese corazoncito que tiene vida dentro de ti cuando quieras, animándote y haciendo que el bebé no sufra de estrés. Además, tienen precios muy económicos y asequibles a todos los bolsillos.

¿Cómo escojo un buen doppler fetal?

Existen diferentes modelos de dopplers detales, más sensibles no son tan económicos pero dan una seguridad extra, ya que los más baratos, a veces no son tan fiables y pueden llegar a generarte algún susto puntual al no ser tan sensibles.

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 1 Promedio: 5)

Última actualización el 2020-09-26 / Enlaces de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados